domingo, 28 de octubre de 2012

Crónica GP India 2012

Tras el ritmo bestial que mantuvieron los Red Bull en la anterior carrera, todo hacía indicar que esa sería la tónica de este Gran Premio. A simple vista, puede parecer que así ha sido. Nada más lejos de la realidad. Vamos por partes. 

Durante todos los días previos a la carrera en sí, muchos medios de comunicación indicaban que Red Bull había traído hasta medio segundo por vuelta. Esos rumores presagiaban lo peor de cara a las esperanzas de Alonso y Ferrari. En cambio, desde el primer entreno libre, se vio que los Ferrari estaban a la par que los coches de la bebida energética más famosa del mundo. A una vuelta, es otra historia: Vettel volvió a brillar logrando otra pole, aunque fue un brillo oscurecido por su error en el primer intento de Q3. Alonso se mantuvo a medio segundo de los Red Bull. Y eso que su vuelta fue conseguida con las gomas ya usadas en Q2. ¿Qué dice esto? En mi opinión, la distancia a una vuelta podría haber sido de unas tres décimas si Alonso hubiese logrado sacar el rendimiento extra que te dan unas gomas nuevas.

La carrera de hoy estaba marcada por los coches que habían entre Alonso y los Red Bull: ambos McLaren. En las primeras vueltas logró adelantarles sin demasiados problemas, aunque todos sufrimos un "casi ataque" al corazón. Ahora había que ir a por Webber y Vettel, que estaban a 4 y 6 segundos, respectivamente. Ese tiempo fue el que se perdió tras los McLaren, porque el ritmo era muy parejo. Alonso se colocó a un segundo de Webber mediada la carrera, justo dos o tres vueltas antes de parar. En esas dos o tres vueltas que hemos dicho, Alonso perdió mucho rendimiento de golpe. Esas vueltas de las que hablamos, posiblemente, son las vueltas extra que tenían las ruedas que usó en las dos últimas tandas de clasificación.

Con los neumáticos duros, Alonso se acercó a Webber rápidamente. Estuvo en disposición de adelantarle, pero siempre que Alonso se disponía a usar el DRS parar despegarle las pegatinas al Red Bull, había un doblado delante del australiano que le permitía activar dicho dispositivo para conseguir esos KM extra de velocidad punta. Parecía una pesadilla. Webber salvó esas "bolas de partido" y metió tierra de por medio respecto a Fernando. Aunque, como suele ser habitual en el coche de Mark Webber, tuvo problemas de KERS que propiciaron que Alonso se acercase rápidamente para pegarle un hachazo gracias al DRS.

Como habrán notado, nos hemos centrado únicamente en la lucha por el mundial. No vamos a comentar lo demás porque la realización nos lo ha mostrado muy bien todo menos la lucha por las primeras plazas, como Lobato ha comentado durante la publicidad, digo durante la retransmisión.

Al final, el Red Bull de Vettel comenzó a echar chispas y parecía que tenía algún tipo de problema, pero solo fue un espejismo. Llegó a meta con 9 segundos de ventaja respecto a su máximo rival, Fernando Alonso. Desde que el de Ferrari adelantase a los McLaren hasta el final, solo vio que la ventaja aumentó a un máximo de doce segundos, rebajándose hasta los 9 a final de carrera. Y no fue porque Vettel levantase el pie. ¿Por qué digo esto? Intentó la vuelta rápida (un día de estos merece pegársela al estilo Hamilton en Monza 2009) y no pudo porque tanto Alonso como Button mejoraron su tiempo. Por cierto, no entiendo que dos pilotos tan calculadores como estos dos últimos luchasen por la vuelta rápida arriesgándose a perder los puntos. Supongo que querían marcar territorio. Y lo han conseguido.

Sígueme en Twitter: @datosf1 

domingo, 7 de octubre de 2012

Alonso está tocado, pero no hundido

Hoy, para todos los alonsistas es un día un tanto amargo. Para muchos de ellos, triste incluso. Pero no tenemos motivos para estarlo. Esto es un deporte, hay que saber ganar y saber perder. Personalmente, apoyo a Fernando en las buenas y en las malas, como hoy. Pero jamás estaré triste porque no gane una carrera o porque abandone como ha sido el caso. Al revés. Estoy muy contento. Al igual que en Bélgica.

Me explico. Cuando Alonso volvió de la pista, su coche quedó en medio de la trazada y de cara a los demás que venían como locos intentando ganar plazas. Hoy se podría haber producido una acción como la de Spa, donde el mero hecho de salir ileso fue una gran victoria. Como la de hoy. El caso es que Alonso sigue líder del mundial. Cuatro puntos dan para mucho. ¿Ferrari no es el mejor coche? Está claro.

Entonces, ¿por qué estoy tan contento? Hay un precedente. El año 2006, durante las primeras carreras, Fernando apenas dejó escapar puntos llegando a arrasar a todos sus rivales, incluido a Michael Schumacher. El Michael de verdad. El siete veces campeón del mundo al que desbancó. Al que le ha quitado el título honorífico de la parrilla como mejor piloto según muchos entendidos entre los que, por supuesto, no me incluyo porque de F1 no sé nada más que ninguno de vosotros. En la segunda parte del campeonato, Schumacher remontó la ventaja del asturiano, quedando empatados a puntos a falta de dos carreras. Y aquel Ferrari, el del Kaiser, ya era mucho mejor que el Renault de Alonso, que perdió su ventaja del inicio de la temporada.

En cuanto a la 'rajada' de hoy de Alonso, ya lo hizo en su día en Renault. En China 2006 cuestionó la estrategia de su equipo. Yo creo que no lo hace para crear mal ambiente, sino simplemente para servir de revulsivo a sus propios mecánicos e ingenieros. A día de hoy, Alonso es el jefe de Ferrari. Todos saben que están en la lucha gracias a él. Por eso, si Alonso habla, los demás escuchan. Porque saben que el español tiene razón. Lleva 3 años demostrándolo en Ferrari. Este año toca ser campeón.

 Sígueme en Twitter: @datosf1 

GP Japón 2012: Vettel, príncipe de Suzuka.

El dominio de Vettel en los GP de Japón, sobre todo en el circuito de Suzuka, es brutal: 4 poles en las 4 carreras que ha corrido en dicho circuito, y solo en 2011 dejó escapar la victoria. Curiosamente el año en el que dominó el mundial de principio a fin, fue cuando no pudo ganar aquí.

De Vettel hoy no hay mucho que decir, porque lo ha dicho todo en la pista. Ha conseguido liderar todas las vueltas, con vuelta rápida -super rápida diría yo- y ya se sitúa 'empatado' con Alonso en el liderato del mundial.  O no. Esto de empate, como dice mucha gente, es relativo. En 2010, ganó el mundial por solo 4 puntos. No lo olvidemos. No hay que dejar de lado tampoco los dos abandonos de Alonso, en Bélgica y Japón, que fueron provocados por otros pilotos en ambas salidas. Lo de hoy lo veo más como un lance, pero el caso es que Fernando posiblemente tendría 36 puntos más sin estos accidentes. No es lo mismo un abandono por fallo mecánico, como suelen tenerlos los Red Bull y McLaren, que por lances, como han sido los de Alonso. Personalmente, no pierdo la esperanza. Veo a Alonso ganando el mundial.

Que si, que está claro que todo está muy igualado. Mucho más que antes. Pero bueno, simplemente acaba de comenzar de nuevo el mundial. Hay que seguir con la fiabilidad y en busca de los podios. Lo que si parece claro es que ahora, salvo sorpresa en el próximo GP, el mundial cada vez empieza a ser cosa de dos.

Antes de terminar, hablando de la carrera de hoy de nuevo, hay que destacar la gran carrera de Felipe Massa. Ha estado ahí por méritos propios. Ha superado al McLaren de Button por ritmo, no por accidentes, errores ni otro tipo de circunstancia fortuita. Por esto pienso que el Ferrari no es el mejor coche a una vuelta como todos sabemos, pero en carrera siempre está ahí para luchar como mínimo por los podios. Nunca es el coche más rápido, pero siempre es el segundo/ tercer coche más veloz. Los rivales tienen altibajos - tan pronto está dominando McLaren con los Red Bull en tercera posición, como ocurre lo contrario, y siempre con los Ferrari por ahí mezclados-. Massa ha vuelto al podio por fin. Creo que esto le ayudará a conseguir la renovación por una temporada al menos. Pienso que lo está mereciendo.

Por último, hay que destacar el gran resultado de Kobayashi. Primer podio en su carrera deportiva. Sauber tiene buen coche este año y sus pilotos están cuajando buenas actuaciones, siempre con estrategias diferentes que le ponen más emoción a las carreras. Muchos rumoreaban que Schumacher, de la mano de Petronas, podría ir a Sauber el año que viene. El Kaiser cerró los rumores definitivamente anunciando su retirada... aunque en 2006 ya lo hizo. ¿Os imagináis a Schumacher en Sauber? Es imposible. Pero, a veces, los milagros ocurren.

En resumen, Alonso lidera la tabla por solo 4 puntos. Por esos 'solo 4 puntos' se le escapó el título del 2010. Solo nos quedan 4 puntos de ventaja. Únicamente 4 puntos. Todo un mundo.

 Sígueme en Twitter: @datosf1